domingo, 23 de mayo de 2010

Calle de madrugada.
Silencio extraño, enrarecido.
Silencio.


Se ha roto la ¿magia?
y sólo ha quedado
eso
no sé

...

Tiempo y silencio.
La calle se alarga
y se mueren los nervios.

Cómo no.
Tiempo.

Silencio.

4 comentarios:

la chica de los lacasitos dijo...

a mí el silencio me gusta de vez en cuando. Pero no que se rompa la magia, eso me destroza...

bonito lo que escribes y bonito tú!

mimitosylacasitos* vic!

NV BALLESTEROS dijo...

El silencio es un amigo que vez en vez necesitamos...Victor que tengas una bonita semana...Cuidate tocayo.

Besos

Pluma Roja dijo...

¿Qué sucede cuando se rompe la magia?
Queda ¿hastío? ¿tranquilidad? ¿vacío?

No sé.

Saludos cordiales,

Aída

Javier dijo...

silencio, mucho silencio...